Translate

jueves, 17 de diciembre de 2015

Señoras responsables

Consumo responsable

Llega la Navidad, la época más consumista y despilfarradora del año. Y yo me transformo en una especie de Grinch. Naaaa q va. Pero sí que me da rabia la cantidad de chorradas que no necesitamos que compramos, gastamos sin conocimiento y que conste que me incluyo. Fijaros en la cantidad de basura que se genera, solo tenéis que asomaros a la ventana y observar los contenedores. Y más allá de los regalos a los niños, es alucinante la cantidad de comida que se va a consumir y por supuesto tirar. 


Tampoco es una crítica hacia el resto de seres humanos con los que tengo que convivir porque yo me incluyo. Hace un tiempo que intento reconducir mi consumo irresponsable. A parte de consumir lo que necesito, evitando los caprichos absurdos, me empiezo a preocupar más por el origen de lo compro, quién lo hace, cuáles son su política y filosofía, en definitiva, trato de consumir de manera responsable. Tarea bien complicada tal y como se  nos presenta el entorno, el sistema económico que tenemos que nos "obliga" a consumir.

Pues bien, ¿de qué trata el consumo responsable?. Se trata de la elección de los productos y servicios que vamos a consumir en base, a demás de a su calidad y precio, a su impacto ambiental y social y por supuesto, por la conducta de las empresas que los elaboran.


Yo recomiendo cada vez que vayamos a comprar preguntarnos una serie de cosas con cada producto que tengamos en la cesta. Preguntas como: ¿Necesito esto? ¿Elijo libremente o es una compra compulsiva? ¿Cuántos tengo ya en casa? ¿Cuánto me va a durar? ¿puedo pedírselo prestado a un amigo/familiar? ¿Puedo pasar sin esto? ¿Podré mantenerlo, limpiarlo y/o repararlo yo misma? ¿He buscado información para conseguir la mejor calidad y menor precio? ¿Cómo me voy a deshacer de esto una vez utilizado? ¿Se utilizan materiales reciclados? ¿Tengo ya algo que pueda remplazarlo? ¿Me he informado sobre quién  y cómo se ha realizado el producto?

Soy consciente de que llevaría mucho tiempo hacer una compra básica diaria pero sacar cinco minutos para investigar tampoco nos lleva mucho y poco a poco cambiamos nuestros hábitos sin darnos cuenta. De todas maneras, tranquilidad que aquí está la menda (parada con tiempo libre) para hablaros cada cierto tiempo sobre ciertas marcas, maneras de consumir o reciclar, etc. Recopilaré información y la publicaré sin dejar otros temas que quizá interesen más.

Necesito ampliar los temas del blog, no me gusta encasillarlo y desde luego quiero cambiar las cosas y se debe de empezar por unx mismx.

Nos leemos! 

viernes, 4 de diciembre de 2015

Tiempo de despedidas. Vol.3

PRODUCTOS TERMINADOS

Buenos días señoras !!

Termina el año y por suerte, voy terminando potingues. Me alegra que esto pase porque cada vez estoy tendiendo más a utilizar productos naturales, lo menos procesados posible, alejarme del petróleo, siliconas, etc... Quiero alejar toda esa basura de mi cuerpo (mi templo). Por otra parte, cada vez estoy más concienciada de la cantidad de basura que  generamos y me da pena también terminar las cosas y no saber como reutilizarlas.

En fín vamos con ello...

Babaria body milk de rosa mosqueta: 

Menos mal que se terminó, me ha costado la vida. La compré pensando que tendría textura ligera y sería de absorción rápida. Pero nada de eso U_U 
Además el olor no era nada agradable.

Con respecto a si previene las estrías pues no lo sé, porque ni estoy embarazada ni ha difuminado las que ya tenía. De precio estaba bien aunque no lo recuerdo ¿4 euros?. 
Resumen: no volveré a comprarla.

Máscara de pestañas Maxi volumen de Deliplús:

¿Qué voy a decir? que me encanta, repito y repetiré. Muy buen precio y el acabado estupendo. 

Contando con que al principio es demasiado líquida y no deja un efecto muy marcado, después es estupenda, las alarga y define muy bien. No te deja el típico pegote. En la foto está la marrón (la utilizo para diario porque queda más natural) pero también tengo la negra y también la he repuesto ya.

Bálsamo labial Stick Fruit sabor uva:

Los vendían en farmacias, hay varios sabores (fresa, melocotón, manzana y uva creo). Yo lo compré a una gitana en el mercado por 1€. En cuanto a hidratación y/o reparación bastante normalito, nada espectacular.


Lo interesante quizá era el olor y sabor. A penas dejan tono en el labio. No repito porque tengo otros que me gustan más.

Desodorante Tulipán negro en stick:


Os cuento mi periplo con el tema del desodorante, hace un par de años me salió una reacción en las axilas, me hizo daño uno de sanex supuestamente natural (el rosita), uno de farmacia de vichy para pieles reactivas, ¡todos! y mi médica me aconsejó que no utilizara ninguno. Que mal lo pasé. Aguanté medio verano, me lavaba las axilas más que los dientes, no me parecía normal.
Probé la piedra de alumbre y muy bien. Pero poco a poco dejó de hacerme efecto. Ahora he encontrado este y me va bien, no me ha vuelto a irritar la piel.



Decir a su favor que:
  • No es antitranspirante. Lo que permite que sudemos y eliminemos toxinas (que es lo natural).
  • No testa en animales.
  • Tiene un olor muy suave.
A día de hoy no lo cambio por ninguno.

Sérum Ideália Pro de Vichy:

Supuestamente se trata de un corrector profundo de manchas cutáneas, que promete actuar en la profundidad de las manchas (pigmentarias, solares, causadas por acné o de envejecimiento). Lo he terminado y no he notado grandes cambios. Mis manchas son principalmente cicatrices de acné y bueno, en el bigotuelo me quería salir una pero al final se remitió, quizá fuera el serum no sé, porque tampoco he sido muy constante y hace tiempo que lo he terminado.

No repetiré porque no he notado gran cosa.

Champú laCabine rizos perfectos:

Lo compré por el precio (unos 3 euros por medio litro de champú) y porque está fabricado en España. Pues es un champú normalito. No he notado nada especial en él. Quizá que al ser un bote tan grande me ha durado la vida y herminado aborreciendo el olor (como a melón). 


El pelo aguantaba bastante tiempo limpio.
Buena opción si se tiene mucho pelo o mucha gente en casa ;)
Yo no repito porque tengo uno de tratamiento para la caida. Veremos como me va.

Y esto ha sido todo. Seguro que me dejo cosas pero se me olvida hacer la foto de rigor antes de tirar a la basura.
 


sábado, 28 de noviembre de 2015

HUM: Leche de Avena

Leche de Avena

Dejamos las reflexiones a un lado y volvamos al terreno menos trascendental. Mis queridos Hagalo Usted Mismo o Do It Yourself.

Hace un par de meses mi querido fisio-osteópata-nutricionista (hay gente que hace de todo) me ha quitado (entre otras cosas malignas) los lácteos. ¡Con lo que me gusta a mí el queso! ¡¿qué se habrá creído?! pero bueno, acepto resignada, a medias (no pienso dejar el queso, entre tú y yo). Abandoné los yogures y a mi querido kéfir... con lo que me costó conseguirlo.

Total que busqué alternativas para la leche y me encontré con esta recetilla para fabricármela a mi misma. Qué decir de la avena que no os hayan explicado ya en mil y un foros/blogs/etc.
  1. Favorece la depuración de las toxinas del organismo (por los aminoácidos que contiene). Por lo que es muy buena para el tema del colesterol (limpia las arterias).
  2.  Ayuda a controlar el nivel de azúcar en sangre.
  3.  Mejora la digestión porque reduce los ácidos biliares. Facilitanto la digestión y evitando el estreñimiento.
  4. Es rica en hidratos de carbono de absorción lenta por lo que nos ofrece la sensación de saciedad más tiempo (truqui para no caer en el picoteo). Además de ser un gran fuente de energía.
  5.  Es una fuente de importante de proteina lo que nos ayuda a formar tejidos nuevos en nuestro cuerpo.
  6.  Al contener gran cantidad de ácidos omega3 y linoleicos (grasas buenas) ayudan a reducir el colesterol y por tanto favorece la actividad de corazón y cerebro.
  7.  Entre otras cosas...
Total que me animé a incluirla en el desayuno, y de momento, me va genial.
Vamos al grano. Receta sencilla que podemos hacer hasta los torpes.
Necesitamos:
  • 1 taza de avena. 
  • 3 tazas de agua.
  • Sal (para potenciar el sabor)
Se puede hacer una versión dulce agregando 2 cucharaditas de azúcar moreno, canera y vainilla. Yo no soy de dulce así que me quedo con la original.
Dejamos la avena en remojo toda la noche. La cubrimos con agua, no son las tres tazas de arriba, esas van después a mayores.
Al día siguiente agregamos el agua (las 3 tazas) y la sal (una pizca) batimos bien, todo lo que podamos. La colamos y listo. A la nevera en una jara o frasco de cristal y a correr. Con el posillo que queda en el colador podemos hacernos una mascarilla estupenda ;)



 

viernes, 20 de noviembre de 2015

Señoras y putas

Sobre la prostitución

Hoy me he levantado guerrera, sin miedo al riesgo porque la vida es tan jodidamente corta que no vale la pena tener tanto cuidado de lo que vas a hacer, decir, pensar... pensar se está complicando tanto.



Ilustración de Javitxuela
Hacía tanto que no me paraba a escribir sobre algo serio. Tenía tantas ganas... y tanto miedo a la vez. Es increíble pero en una sociedad considerada libre, todavía tenemos miedo a expresarnos.

Empiezo desde la base. Vivir en sociedad nos hace bien, hablar con personas de diferentes ideologías también nos hace mucho bien, nos abre la mente o incluso nos refuerza las convicciones propias. Pero a veces nos llegan a condicionar, más allá de lo que verbalizamos, llegan a condicionar nuestro propio pensamiento.

Es triste, pero he llegado al punto de no saber si puedo considerarme feminista. Desde mi punto de vista sí, porque solo anhelo y lucho porque todas (las personas) seamos iguales. Otras personas dirán que no, porque en mi blog hablo de chumindas de belleza, productos y conductas que oprimen y esclavizan a la mujer desde esta sociedad patriarcal que nos quiere a las mujeres como meros objetos decorativos y expendedores de placer... sinceramente, me da igual. Además es otro tema del que podría sacar material suficiente para crear un blog a parte sobre eso. Mmmmm esta me la apunto.


Bien, vamos a ir al grano. La prostitución. Dentro del movimiento feminista hay mil corrientes, mil opiniones y esas cosas. Pero se da (al menos en mi ciudad) una clara posición mayoriataria a favor de la abolición y la ilegalización (recordemos que de momento, la prostitución es alegal, es decir, no está regulada por ninguna ley). La prostitución es vista como una manera más de violencia hacia la mujer, la esclavitud del siglo XX. Y no les falta razón, es cierto que muchas mujeres, niñas y niños son tratados como mercancía y obligados a realizar este tipo de actividad con el fin de proteger su tanto su vida como la de la familia que dejan atrás. Y que hay gente lucrándose de ello, sin lugar a dudas. Esto es condenable y rechazado por cualquier persona  en su sano juicio, incluida yo con mis dos neuronas.

Pero hay que recordar que, también hay personas que ejercen la prostitución por propia iniciativa, aunque sí, seguramente empujadas por la situación económica en la que se encuentran y muy pocas, las menos, por gusto. Pero que también las hay. ¿Por qué lo sé? porque por mi experiencia profesional he tenido contacto directo con bastantes personas que ejercen esta profesión, hace unos años estuve vinculada y enamorada de un programa de atención sociosanitaria dirigido a trabajadores/as del sexo. Que lo es, una profesión, una forma de ganarse la vida sin hacer daño a nadie. 

El sexo es vida, una necesidad que todas tenemos y que por desgracia, no todo el mundo accede de forma socialmente aceptada. ¿Recuerdas la frase tan popular de "no te toco ni con un palo"? esa que tanta gracia nos hace (me incluyo) pero que es tan profundamente cruel. Toda persona necesita afecto y desarrollar su sexualidad y muchas veces la sociedad le frena, le aisla, por ser fe@, gord@, tener una discapacidad... Ahora me dirijo a las mujeres, ¿cuántas de vosotras se han acostado con un cojo, un feo o un discapacitado intelectual? Nooo ninguna, todas buscamos al macho alfa por la disco, el pub, la fiesta del pueblo. ¿Y los otros? ¿no tienen derecho a un poco de cariño, de disfrutar del sexo como los demás? pensad...

Volviendo al tema, he tenido que oir muchas veces (y más de una lo está pensando) aquello de "Ostia, si te consideras feminista ¿cómo puedes estar de acuerdo con la prostitución?" pues lo estoy. Estoy de acuerdo con que cada persona (hombre, mujer, señora, señor...) es libre de hacer con su cuerpo, con su vida, lo que le de la real gana. Prostitución sí, siempre y cuando la persona sea libre de ejercerla, libre de decidir y por supuesto se le garanticen  unos derechos básicos. Esto último puede sonar hasta utópico.

Como dije antes, por mi profesión he visto y oído de todo. Pero me enamoré del Colectivo Hetaira en 2009. Y quizá ell@s sean las culpables de que yo piense como pienso. Os dejo un vídeo que resume muy bien el tema de la penalización en nuestro país.

viernes, 13 de noviembre de 2015

Pelos de Señora


¿Problemas con la Henna? 

Hay alternativas. Mil maneras tenemos de taparnos las canas. Esas canas que van creciendo sin ningún orden. Que conste que a mí no me importaría lucir cana en absoluto si salieran de manera ordenada, o bien todas de golpe o bien un mechón o una zona concreta de la cabeza. Pero no, las muy ... salen así por donde les apetece.

Al grano, en todos mis post anteriores os hablo de las maravillas de la Henna. Que a mí, personalmente, me tienen encantada: pelo más fuerte, disminución drástica de la caída, color muy natural, etc. Entonces, ¿cuál es el problemilla que he tenido con la Henna? Sospecho que tengo alergia. Digo sospecho porque ni siquiera he ido al médico, dejé de aplicarla y a correr (soy así, vieja para cambiar). Al principio notaba que me picaba la cabeza, pero nada más, no le di importancia. Pero a medida que me reaplicaba la henna iba a más. Durante la aplicación no me picaba ni ardía el cuero cabelludo, era después, una vez lavado. Los primeros días empezaron a ser horribles tras la aplicación y por supuesto iban disminuyendo a lo largo del tiempo, pero tocaba volver a tapar raíz y empezaba el drama otra vez, venga a rascarme cual tiñosa. En fin, que corté por lo sano y busqué alternativa.

Como no quiero utilizar tintes químicos, convencionales, busqué algo más natural. Y leí muy buenas opiniones sobre Herbatint. Y ¿por qué Herbatint? Son varias razones que me animaron a utilizarlo y se resumen en:



  1. Es un tinte natural (aunque no tanto como la henna).
  2. No daña el cabello.
  3. Sin amoniaco, alcohol ni parabenos.
  4. Utiliza componentes naturales y algunos de ellos orgánicos.
  5. Es cruelity free.
  6. Puede aclarar el cabello hasta dos tonos.
  7. Amplia gama de colores.
  8. Posibilidad de mezclar tonos.
  9. Aplicación fácil y rápida.
Quizá lo que más me ha llamado la atención es la variedad de tonalidades, dado que otras marcas similares se quedan en el rubio, castaño y negro. Una se empeña en ser peliroja de bote.
 
Hay que comentar que al tratarse de una coloración de base vegetal es semipermanente y dura de 4 a 6 semanas. Lo justo porque al mes ya toca cubrir raíz. Aporta bastante brillo y acondiciona el cabello (no lo deja tan "pajizo" como la henna). Este tipo de tintes no contiene ni amoniaco ni diamenobenzinos aunque sí solo un 3%de peróxidos. Contiene 8 extractos naturales (aloe vera, equinácea, entre otras.)
Podéis ver que tienen una gama muy amplia, y la posibilidad de poder mezclar coloraciones hace que puedas dar con el tono que te apetezca. Yo utilizo el 7 R concretamente. El 8 R me parece demasiado claro y es probable que no me coja porque lo tengo castaño oscuro.
  
En la caja, como todos los tintes, encontramos dos botes (el gel colorante y el revelador) ambos líquidos, el folletito con los típicos guantes que nadie usa porque son enormes, y un sobre de acondicionador.



Se utiliza como cualquier otro tinte, menos engorroso con la henna claro.


Pasos:
  1. No lo utilizaremos con el pelo recién lavado. 
  2. Debemos mezclar el contenido líquido de los dos botes en un bol, con calma mezclamos hasta que tenga una textura como de gel (en eso sí que es un poco diferente). Un puntazo a su favor es que con el tapón (5ml) puedes utilizar la cantidad que necesites. Yo por ejemplo para la primera vez utilicé el bote entero pero para las siguientes solo medio. Ahora que me he cortado el pelo seguro que solo utilizo un cuarto, está muy bien que las botellas vienen marcadas y puedes dosificar. En caso de que lo mezcles con otro tono también viene bien.
  3. Con una brocha lo aplicamos bien de raíces a puntas. Para mí esta es la parte más engorrosa y aburrida.
  4. Recordamos aplicarnos vaselina o aceite en las orejillas y zonas que no queramos teñir.
  5. Una vez aplicado masajeamos para que penetre bien por todas partes y a esperar...
  6. Espero unos 40 minutos.
  7. Aclarar bien con agua, aplicando el champú habitual (aunque creo que venden uno específico) y la mascarilla que viene en la cajita.
 


Aviso, huele raro, a hierbas dicen unos, a tierra otros. A mi me recuerda a las setas. Pero bueno, que aunque a mi no me molesta, se va enseguida.
Una cosa es cierta, no estropea en absoluto el cabello. Y no podemos esperar los resultados "potentes" de los tintes "convencionales" por decirlo así.






Y al final, este el el tono que obtengo. Recordar que tengo mucha mezcla debajo. Personalmente a mi me encanta porque queda muy natural, nada artificial como los tintes tradicionales que te dejan como un efecto peluca espantoso.

El tema más complicado quizá sea conseguir el tono que deseas, es cierto que en alguno herbolarios incluso farmacias podéis encontrarlo pero con los colores poco tradicionales cuesta un poco. Yo lo adquirí en iHerb porque tenía ganas de probarlo y me salía mejor de precio que en alguna página española, increíble pero cierto. Os pongo el enlace aquí por si alguna está interesada y mi código de descuento para "primerizas" (son unos 5 eurillos o 10 dependiendo de la compra):CGD230. 

Bueno, esta es mi experiencia. Espero que a alguien le sirva de utilidad.






lunes, 2 de noviembre de 2015

Cosas de señora III. Compresas de tela

COMPRESAS DESECHABLES, NO GRACIAS.

Empecemos con fuerza el mes, hablando de "cosas de chicas". Como detesto esa expresión, la detesto porque siempre se ha utilizado de forma despectiva. Pero bueno no voy a entrar en ese jardín, aún no estoy preparada.

Volviendo al tema que me ocupa, mi querida menstruación. Ya he hablado de lo "bien" que nos llevamos ahora y en mi afán por estar en armonía con mi cuerpo y con el mundo que me rodea. En esta lucha, hace más de un año que he empezado a utilizar la copa menstrual y ahora era hora de abandonar los salvaslips. 
Personalmente las compresas y protegeslips desechables no me dan ninguna tranquilidad por estas razones:
  • Contienen celulosa y fibras de algodón blanqueadas con sustancias químicas que  contaminan y nos pueden irritar.
  • Contienen láminas de polietileno y polipropileno, que son muy difíciles de reciclar. 
Busqué información y en varios blogs donde se nos trata de enseñar paso a paso a fabricarnos las compresas por nosotras mismas. No os lo vais a creer pero tampoco se me da la costura (a la mitad de la población española se abrirán las carnes al leer esto). Resulta que hay que disponer de unas telas específicas y blablabla... q soy muy vaga vamos. Así que me decidí a comprarlas ya hechas. 


Buscando entre varias tiendas online, la más económica que encontré fue la de Bebitus. Aunque es tienda especializada en el mundo del bebe y las mamás, también hay compresas y otros productos. Bueno, en resumen, tres compresas con alas más los gastos de envío 15.35€. Saber que trabajan con Seur y que en dos días lo tenéis en casa. El paquete llegó bien, pero no me voy a explayar con esto porque el post no va de la web.

Estas son las compresas, un paquete de tres unidades. Se presentan con estampado y sin él, se puede elegir. En las alas tienen corchete, para ajustarlas al tamaño de la braga. Se recomienda lavarlas antes de utilizarlas. Dentro presentan varias capas de tela, siendo una de ellas de Poliéster para hacerlas impermeables y evitar que traspase. Por supuesto, son de algodón orgánico.

He querido publicar este post después de probarlas, al menos una vez. 
De momento estoy encantada, las utilizo para los días que más riesgo tengo que manchar, cuando la copa se me desborda o simplemente me la pongo mal. Los primeros días del ciclo soy bastante torpona y además menstruo bastante.
El tema es muy sencillo, se utiliza, se deja en remojo (utilizar un recipiente solo para ellas) y se lava o bien a mano o en la lavadora. Es decir, mientras usamos una, la anterior la dejamos en remojo hasta que queramos o bien lavarla a mano o bien todas juntas en la lavadora y punto. Lo que resulte más cómodo. 

Hay que tener en cuenta varios aspectos:

1. Lavarlas con agua fría, ya que la caliente hace que la sangre se fije a los tejidos.
 
2. Si se ponen a remojo es interesante añadirle al agua bicarbonato y sal para que ayude a despegar la sangre del tejido.

3. No utilizar suavizante. Dado que puede llegar a crear una película impermeabilizante y esto no nos interesa.

Depende de nuestro ritmo de vida y costumbres las lavaremos de diferentes formas. Yo soy de usar y lavar a mano, si no me queda muy bien la meto en la lavadora y si aún así quedara mancha os recomiendo para no utilizar agua oxigenada, que puede dañr los tejidos a la larga, usar leche. Así me salto el paso de dejar en remojo, que me da mucha pereza. 

He tratado de sintentizar al máximo toda la información que tengo sobre el tema y de verdad espero que esto le pueda servir a alguien ;)

viernes, 9 de octubre de 2015

Liándola parda en la cocina Vol.2

Tortitas casi-healthy

Bueno, bueno, estrenamos mes y continúo intentando superar mi asignatura eternamente pendiente... la cocina. Sigo sin aprobar, pero cada vez causo menos destrozos, y hasta buenas están las cosas...
Los domingos deleito mi paladar con esta receta que considero "casihealthy" o "semisana". Y digo casi porque aunque contiene avena, también contiene harina de trigo normal, levadura química y leche semidesnatada de vaca (muuuuuuu). Hay recetas que excluyen todo esto, con avena plátano y leche de soja o almendras, pero yo soy muy mía y me cuesta abandonar los ingredientes de toda la vida.
Vamos al lío.

Ingredientes:
  • 1/2 taza de avena.
  • 1/2 taza de harina.
  • 3/4 de taza de leche.
  • 1 huevo.
  • 1 cucharadita de levadura.
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato de sodio.
  • 1 pizca de sal.
  • Aceite de girasol para "engrasar" un poco el sartén. 
Con estas cantidades salen unas 8 tortiras, depende por supuesto del tamaño que las hagais. Ideal para dos y aún me sobran porque llena bastante.
Pasos:
  1. Meter los ingredientes en el vaso de la batidora, en mi caso sigo el orden de la lista de ingredientes.
  2. Batir hasta que queda una mezcla homogénea (vamos que no se vean copitos de avena enteros)
  3. Calentar un satén (yo tengo uno de esos pequeñisimos) con un poco de aceite. Utilizo un poco de papel de cocina para absorver el sobrante y que queda bien distribuida.
  4. Verter parte de la mezcla. Recordad que se trata de tortitas tipo americanas, que son gorditas y de poco diámetro.
  5. Si quieres hacerlas especiales e sel momento de añadir pasas, plátano o chocolate. Según te pida el cuerpo.
  6. ¿Cómo saber si está lista para dar la vuelta? Esperar a que al proyecto de tortita le salgan hoyitos por los bordes.
  7. Dar la vuelta. Yo estos pasos los explico fatal porque lo hago todo a ojo.
Así me suelen quedar... hay días que salen más bonitas y otros días que salen terroríficas. Y bueno por supuesto de tamaños muy dispares.


 
Y está !!! Riquísimo desayuno que aplaca ligeramente nuestra conciencia si estamos a dieta.
No os corteis y comentad que me quiero nutrir de sabiduría!!

viernes, 2 de octubre de 2015

Señoras que compran "on-line"

Zalando

Buenas....hay que ver que bonito es el otoño caramba.

Hoy toca parlotear sobre las compras por Internet. He tenido varias experiencias y creo que debería compartirlas con con el resto de la humanidad. Soy así de generosa.

El pasado mes de septiembre tuve la oportunidad de colaborar en un estudio de mercado a través de Trnd España. Llevo bastantes años participanto en proyectos varios, pero ninguno tan interesante como este. Para quien no conozca este tipo de iniciativas de marketing, le aconsejo que se de una vuelta e investigue un poco, puede resultar muy interesante. Cada vez más empresas utilizan estos servicios porque no hay mejor publicidad que el boca a boca, ni que decir de las redes sociales... Resumiendo: una marca te envía su producto para que lo pruebes, y hables de él con familia, amigos, conocidos, etc y juzgues.

En fin, sorprendentemente los señores de Zalando aceptaron mi candidatura, me enviaron un vale por 25€ para mí y varios cupones de descuento (del 20%) para primeras compras con el fin de que los reparta. En mi caso gasté 24.90€, soy así de ratica pero ahora mismo no estoy para andar comprando más.

La página es bastante intuitiva y por suerte, tienes una amplia variedad de firmas, desde las más caras a las más asequibles. También tienen App, pero me parece absurdo instalarme aplicaciones de tiendas. Si la usara mucho quizá pero no le veo sentido práctico.
¿Por dónde tiré yo? Por lo barato of course, que una es una dama desempleada y desamparada. Con 25 euros poco pude pedir, pero tiré por una "sudadera" y una camiseta básica. 


La sudadera está bien, aunque yo la denominaría más bien camiseta gorda que sudadera. Pero la calidad parece buena para el precio que tiene. No es ropa "chinorril". Es de manga ¿trescuartos?, lo que me parece muy cómodo. Me gusta el mensaje y necesitaba algo en tono rojizo, que yo soy muy de negro. Es un poco holgada, ligeramente más larga por detrás y tapa el culete. Me gusta para cuando llevo leggins (¡no son pantalones!)
 
 


La camiseta la cogí porque era lo único de menos de 5 euros interesante que ví utilizando los filtros.

El pedido lo hice el martes 29 y me llegó el jueves 01. Rapidísimo. Me llegó todo en orden y con su correspondiente hoja de devoluciones, cupones de descuento  (10€ para compras superiores a 50€) y un par de folletos de los servicios de otras compañías.

Opinión resumida.

Pros:
  • Página sencilla.
  • Gastos de envío y de devolución gratuitos.
  • Envíos rápidos.
  • Buena calidad en las prendas.

Contras:
  • Poca variedad de estilos.
Nota final: 7

Por lo general tengo muy buena impresión de la marca. Pero desconozco como se comportan con el tema de devoluciones y a mí personalmente el estilo de la ropa no me pega mucho. Soy un poquito peculiar.

miércoles, 23 de septiembre de 2015

Reconciliación con mi "regla"

Conociéndome

Pues sí, hoy es mi primer día del ciclo, inauguro mi etapa menstrual. Y sí, es una putada. Pero con el paso del tiempo y a la "tierna" edad de 31 tacos he empezado a entenderla, llegando a considerarla algo tan normal y natural como lo que es, hasta el punto que no puedo imaginarme la vida sin ella.

Toda mi vida, desde que menstrué por primera vez, he odiado mi regla. Mi regla siempre ha sido abundante, larga y terriblemente dolorosa el primer día. Me he atiborrado de ibuprofeno para hacerlo soportable, he utilizado miles de compresas, tampones, etc... Por fortuna y por increíble que parezca he llegado a prescindir del ibuprofeno y no utilizo ni compresas ni tampones (puedes echarle un ojito a mi experiencia con la copa menstrual).
En primer lugar, antes de entrar en materia aclarar que no soy una profesional, no soy ginecóloga, ni sanitaria, hablo desde mi propia experiencia, y puedo estar equivocada, como tanta gente.

La regla no puede considerarse un echo aislado que nos pasa 5 días (unas mas otras menos) al mes y ya. Es un ciclo, es nuestro calendario. De echo, mi calendario, a día de hoy y desde hace una año y medio, se rige por mi ciclo. Mis meses tienen 28 días. Este es, lo que será mi mes de Octubre, mis altibajos, la posición de la luna y donde anoto todo lo significativo. Lo sé, puede parecer un coñazo pero es interesante tomarte 5 minutos antes de acostarte para repasar el día y darte cuenta de como puedes llegar a ser 4 personas diferentes a lo largo de tu ciclo.

Os dejo curiosear mi calendario:


Evidentemente aún está vacío pero con el tiempo puedes establecer ya cada etapa. Las divido por colores porque es más visual. Tenéis miles de plantillas en la web. Como veis, anoto las sensaciones que voy a experiementar. Es muy útil coordinarnos con nosotras mismas y adecuar, en la medida que este mundo nos deja, nuestra actividad con nuestro estado. Es decir, si por ejemplo notamos que somos más creativas en la etapa premenstrual, lo ideal es explotarla esos días. 

Cada calendario varía tanto de unas mujeres a otras que no debemos preocuparnos. Por ejemplo, en la etapa ovularia, por lo general nuestro pelo y piel tienen mejor aspecto y nos sentimos más activas sexualmente. Pues queridas en mi caso es todo lo contrario. En mi etapa ovulatoria suelo brotarme de acné y no estoy "de humor". Mi pareja dice que es un sistema ancestral de defensa que tengo (porque odio los críos). Pero el brote no es una norma, me pasa a veces, no todos los meses. Mis hormonas van a su bola.

Continuando con el resto de etapas, la que más preocupa por lo general, es la ovulatoria. Es la peligrosa cuando no buscas la concepción y la ansiada cuando sí la buscas. Si le prestas un poco de atención a tu cuerpo puedes llegar a saber qué día has ovulado e incluso con qué ovario. Esto es algo que he logrado descifrar el mes pasado y fue espectacular sentirlo, mi ovario izquierdo lo dio todo. No duele en absoluto por eso pasa desapercibido, pero si te prestas un poco de atención, lo notas. Ojo, que a mí me ha costado, fue el mes pasado, igual este ni me entero. Si se tiene un ciclo regular, siempre o casi siempre de 28 días podemos establecer el día 14 como el de ovulación, es decir, justo a mitad de ciclo ovulamos. 

Volviendo a mi regla... ¿cómo he pasado de sufrir lo indecible a tener solo molestia moderada?. Aclaremos primero de dónde viene el dolor. Piensa que nuestro útero tiene que desechar ese confortable nido que ha ido preparando en la etapa folicular para tener bien cómodo al embrión. En el caso de no encontrar inquilino el material ha de desaparecer para volver a preparlo para otro posible candidato. Nuestro útero se tensa, empuja hacia abajo y es esa tensión la que provoca el dolor, más o menos intenso según la persona. Se suele recetar para esto ibuprofeno, e ir aumentando la dosis con el tiempo (por el efecto de la tolerancia) y progresivamente cambiar de sustancia hacia las que mayor poder analgésico tienen. Pero ¿es realmente necesario? hace 2 años me gritaría a mi misma que sí. Pero hay otros métodos que podemos utilizar, naturales y respetuosos con nuestro organismo, hay que hacerles más caso a las abuelas y no a las farmacéuticas.
  • El calor de toda la vida. Parece una chorrada pero a mi va genial.
  • Las infusiones: valeriana, ortiga + diente de león para depurar y compensar, el jenjibre reduce la tesión y los calambres.
  • Alimentación: curiosamente desde que tomé (bajo prescripción de profesional ojo) cimicífuga, me ha reducido mucho el dolor en los meses siguientes. Al margen de los complementos que no deben de tomarse así sin consejo profesional. Debemos tomar alimentos ricos en potasio (legumbre, sésamo, nueces, etc. ) y por supuesto en hierro (lenteja, frutos secos, cereales integrales...) evitar los lácteos, los embutidos, la sal y harina.
  • Yoga: nuestro cuerpo tiende en este momento a enroscarse, con el yoga podemos aliviarnos un poco. Son posturas muy aconsejables para este momento la del feto (tendida de espaldas con las piernas recogidas tonificamos la región sacro-lumbar aliviando el dolor), las de gato-vaca (de rodillas, a cuatro patas, arqueamos las espalda hacia arriba y hacia abajo) y la del niño (de rodillas nos plegamos).
Lo importante es conocernos y saber que nos viene mejor. Si el dolor es insoportable no sufrais, que yo algún mes tengo que tomar una mágica pastillita. ;)

Lo ideal sería, que esta estapa del ciclo la pasemos tranquilas en casa, descansando. Una utopía ¿verdad?
 

domingo, 20 de septiembre de 2015

HUM: Mascarilla STOP acné

Follow my blog with Bloglovin

Mascarilla Miel y Canela

A las buenas señoras, ya se va terminando el mes. Ánimo !!

Bien yo de adolescente era una muchachuela granuda, esto es así, y encima bastante vaga. Con esto quiere decir q me lavaba la cara por las mañanas y a correr. Estos "problemillas de acné" continuaron acompañándome y parece que seguirán ahí para siempre.

Ahora bien, ahora me cuido, me lavo la cara al menos 2 veces al día, utilizo cremitas adecuadas y puede decirse que los tengo a raya. Eso sí las marcas ahí quedan. He probado alguna cosa (Bella Aurora por ejemplo pero es un engaña bobas, no sirve de nada) pero no le veo eficacia a ninguna. Las marcas al final no m importan porque se tapan.

No obstante queridas niñas, llega esa etapa del ciclo menstrual en la que me broto como, generalmente me salen dos. Dos únicos y solitarios individuos que a veces se quedan el tiempo suficiente para que mi pareja, preocupado, me pregunte si los voy a escolarizar o al menos bautizar, antes de que me los quiten los servicios sociales. En fin.... 

Pero este mes amigas... este mes han venido con toda la familia y tuve la cara como una paella. Pero investigando, encontré una recetilla que me ha dado la vida. Las cantidades dan para unas 3 aplicaciones, yo lo ponía todas las noches, despúes mis aceitillos y oiga, mano de santo.

Ingredientes:
  • Miel: 2 cucharadas. Miel si se puede ecológica, evitar la "miel" del supermercado, es basura.
  • Canela: 1 cucharada. 
 
Se mezcla bien, la ponemos (en mi caso) por todo el rostro y lo dejamos unos 15 o 20 minutos. Lo que aguantemos porque pinga bastante. Pasado el tiempo la retiramos con agua caliente. 
Como sabéis, el propóleo que tan de moda está, procede de la miel así que si tenéis la oportunidad de conseguir miel de calidad es preferible (en mercados, tiendas ecológicas, etc.). Concretamente, para las pieles con acné, la miel al contener también peróxido de hidrógeno favorece la reducción de impurezas y evita la proliferación de bacterias, sin resecar la piel. También previene la aparición de manchas, hidrata y por supuesto limpia en profundidad. Así que también muy útil para la hidratación y para retardar el inevitable envejicimiento de la piel.
Por su parte la canela, posee efectos anti-inflamatorios, ayundando así a reducir el enrojecimiento y a disminuir la apariencia de poros abiertos. 
En lujazo que tenemos en nuestras cocinas y que debemos de aprovechar. Y está hasta buena !!!

sábado, 12 de septiembre de 2015

HUM: Limpiador de brochas casero

Follow my blog with Bloglovin

¿Limpiar las brochas? pereza absoluta.

He vuelto amigüit@s... la vuelta al cole a las rutinas y al paro hace que me aburra más, terminé el bendito Máster y no tengo ni ganas ni pasta para doctorarme, es una pena teniendo tanto tiempo ahora. Pero en fin... vamos al tema.

Un apunte: Lo del HUM habrá despistado un poco. Paso de poner DIY porque estoy en España y hablo castellano así que sustituyo el típico Do It Yourself  por mi Hágaselo Usted Misma. 
 
Siempre he sido muy dejada, pero con la potingada mucho más. Hace muy poco que empecé a maquillarme y la verdad que hace mucho, mucho, mucho q no he vuelto a hacerlo. Etapas imagino.
En ese tiempo de "locura potinguil" he ido coleccionando brochas y la verdad que muy poco a menudo las lavaba. En teoría debe de hacerse al menos una vez a la semana si se utilizan a diario. Yo las usaba básicamente para el trabajo y algún finde.

Pero miralas que limpitas las tengo ahora ¿eh? .... da pena usarlas.


La verdad, ahora que "the winter is coming", apetece taparse hasta los poros y las usaré más. Pero la pereza para tenerlas limpias va a ser la misma siempre. Así que servido mientras pueda y después de cada uso utiliza el limpiador casero tan típico. 

Hace años encontré esta "recetilla" de Nisky Tips y es lo que utilizo. Ahí va:
  1. Agua destilada (en mi caso del grifo de toda la vida): 16 cucharadas.
  2. Alcohol de 70 (yo de 90 q es el q tenía por casa): 4 cucharadas.
  3. Champú: media cucharada.
  4. Lavavajillas: media cucharada.
  5. Acondicionador (líquido a ser posible): 1 cucharada.
Ojo: esta receta es como un "vale para todo" lo suyo si eres una mujer ordenada y cuidadosa es hacerte dos versiones. Un limpiador para brochas de polvo (quitaríamos el lavavajillas y utilizaríamos una cucharada de champú) y otro para ¿fluidos?, la base y esas cosas que pringan (al revés, quitaríamos el champú y pondríamos una cucharada de lavavajillas).
 
Pero mejor os dejo el vídeo de Nisky y que os lo cuente ella.
 

 
Pues esto es todo por hoy. Frivolidad a tope, prometo ser más profunda otro día. Hoy no tengo ganas.
Nos vemos en los bares.



 

viernes, 10 de julio de 2015

Tiempo de despedidas Vol. 2

Te vas... ¿volverás?

Buenas tardes señoras!!!

No he muerto sigo aquí hablando conmigo misma y olisqueando entre la basura encuentro cosas de las que quizá valga la pena hablar... o no.


  •   Base de essence. Promete 7 días de uñas intactas. Já! Y se te gusta quitarte el esmalte como si fuera una pegatina quizá sea lo que estás buscando. En teoría supone una protección de la uña frente al esmalte. Yo no lo vi por ninguna parte, la uña se me quedaba reseca no, lo siguiente. Ni de coña vuelvo con esto, y d echo, creo que no lo tienen ya porque no he vuelto a verlo. Debí de ser la última pardilla.


 
  • Desmaquillante bifásico para ojos Les cosmetiques (Carrefour). Como bifásico está bastante bien, barato y elimina  el maquillaje sin problema. No me hizo reacción alérgica que ya es bastante en mi caso. Muy buen precio y buena opción si te gusta este tipo de productos. A mí la verdad no me gusta la sensación grasa que deja ninguno de ellos y siempre me lavo después con agua y jabón. En cuanto a la comodidad del envase pierde bastante, a mi me salía un montón de producto que se perdía entre mis dedos. Puag! De momento estoy encantada con el de Babaria para ojos sensibles así que nada, otro que no vuelve.

  •  Rose Otto Eye Serum de Dr. Organic. Agotado y aprovechado al máximo como puede verse. Me lo compré a modo de contorno potente para la noche y he de decir que mientras lo usé no reparaba en lo bueno que era. Ahora que utilizo otro lo empiezo a echar en falta. Tenia una textura normal, ni muy fluida ni tampoco espesota. Se absorbía bien y me despertaba con la zona muy hidratada y cómoda. Empieza a asomar una arruga en la zona de la ojera y este la verdad que me la mantenía a raya. Creo que pagué unos ¿18 euros? no recuerdo la verdad, pero me ha cundido un montón. Creo que no exagero si digo que casi llega al año. En cuanto termine el que estoy probando seguramente vuelva con él.

  •  Tónico pure skin de essence. He de decir que para los 3 euros que costó, a mi personalmente me ha parecido estupendo. Desde que empecé a utilizarlo mi piel mejoró mucho, no sé si por él o por el conjunto de la rutina, pero la verdad que desde que lo cambié por otro me va mucho peor. Este en concreto tenía un polvillo (q yo creo que era talco) que evitaba un poco (ojo, milagros a Lourdes) que salieran los brillos aceituneros mío tan típicos. La verdad que en cuanto termine el que tengo ahora volveré porque ni punto de comparación.
     
  •  Aceite de Argán de Bottega Verde. Ha sido todo un drama terminarlo, olía taaaaannn bien. Y lo importante, me dejaba el pelo suave sin engrasarlo. Lo utilizaba más que nada para la playa así que pude tardar en terminarlo unos 2 años bien agusto. Me costó 11 euros y la verdad que me ha encantado. De este no tengo sustituto pero tengo en mi cabeza hacerme con aceite puro de Jojoba por las propiedades que tiene y porque puedo utilizarlo para el rostro también. Si no he repetido ya con él es porque hace tiempo que el Bottega Verde de mi ciudad cerró. 

Bueno pues juraría que tenía más cosillas pero no las encuentro, tampoco las fotos, así que esto es todo. Tardo siglos en terminar las cosas pero es que las exprimo al máximo ;) Modo señora ahorradora on.
Si te parece que debes de iluminar mi camino con tu sabiduría, por favor, no dudes en comentarme tanto opinión sobre ellos como posibles alternativas. Soy toda ojos...